Artículo: ¿Playa o campo? el dilema de la segunda vivienda

/blog/Asesoria
2017-05-11

¿PLAYA O CAMPO? Es una de las interrogantes más frecuentes a la hora de pensar en una segunda vivienda. Mientras algunos ven en esta alternativa tener un lugar para disfrutar del tiempo libre, otros lo consideran como una inversión e incluso, como una manera de asegurar su futuro.

Buen clima, distancias fáciles de recorrer, acceso a comercio y servicios son algunas de las claves al comprar una propiedad de este tipo. Esta razón ha determinado que la cantidad de proyectos de departamentos haya aumentado de forma considerable en las regiones de Valparaíso y Coquimbo, que justifica que la tendencia en los últimos 18 meses indique un incremento en el número de proyectos inmobiliarios en la Región de Valparaíso por sobre un 11%. En tanto, el mercado de casas vive un alza en la zona sur del país. Como primera preferencia se encuentra la región de Valparaíso en zonas como Viña del Mar, Reñaca, Papudo, Maitencillo y Con Con, que son y seguirán siendo las favoritas para invertir como segunda vivienda. “Del mismo modo, la región de Coquimbo se ubica como segundo polo. Desde La Serena a Coquimbo, donde los proyectos de inversión han crecido y se han consolidado”, dice Francisco Pieper, director de negocios de Reistock.com, asesores en inversión inmobiliaria.

Pero hay quienes ponen su mira en el sur. La región de Los Lagos es una de las que perfila como referente a la hora de comprar segunda vivienda, pues cuenta con la ventaja del acceso a una mejor calidad de vida, algo escaso para quienes están en los grandes centros urbanos de nuestro país. Actualmente, “la demanda de los clientes que buscan una segunda vivienda se concentra sobre todo en la zona de Los Lagos y Puerto Varas. No obstante, los atractivos de Valdivia la han posicionado en los últimos años como un atractivo destino para el descanso y, en consecuencia, la demanda por una vivienda de verano en esa región también ha aumentado. Esta tendencia se ve reflejada en el crecimiento inmobiliario y las mejoras en el estándar de las propiedades en las ciudades que mencionamos”, dice Juan Carlos Edwards, gerente Lagos Chile Patagon Land. Él señala que en relación a los márgenes en vivienda hay que diferenciar las inversiones con destino plusvalía de las con destino renta inmobiliaria. “Nosotros estimamos que, en el sur, las plusvalías están dando unos márgenes entre el 10% y 15% anual, mientras que las segundas rentas dan una rentabilidad alrededor de UF 5% al 7% anual. Respecto a las parcelaciones, éstas presentan una plusvalía entorno al 7% al 10% anual”. Enfatiza que en todos estos márgenes hay que tener muy en cuenta tanto la calidad del producto como la localización de éste.

¿En qué debe fijarse el inversionista?

Los consultados coinciden que principalmente en la ubicación, luego la cercanía con servicios, conectividad, facilidades para la compra, rentabilidad, terminaciones y orientación. En cuanto a construcción, debería preferir aquellos con materiales resistentes al alto tráfico, para que la mantención del lugar no sea un problema.

¿Cuánto margen deja una propiedad? En general la rentabilidad inmobiliaria está en torno al 6% u 8 % anual no más de esto. Pero cuando hablamos de segunda vivienda, el arriendo por temporada o por días, puede subir hasta un 12% anual como en el caso del arriendo a través de Airbnb.

Con la mirada fuera de Chile

Sin embargo, hay quienes están dejando de lado la idea de comprar su segunda vivienda en el campo o playa del Pacífico y están por playas más templadas como las de Miami. A pesar de que históricamente han sido los venezolanos quienes compran casas y edificios en Florida, los chilenos poco a poco empiezan a dar este paso. Según los especialistas del rubro, desde hace dos años ha aumentado el interés en el estado, que no se vería afectado por el bajo índice de crecimiento en nuestro país. ¿Por qué Miami? Se trata del segundo centro bancario de EEUU y cuenta con una industria turística anual que factura cerca de US$22.000 millones. Además, se estima que la rentabilidad de tener un departamento en Miami es, en promedio, de 11,6% al año.

Fuente: pulso.cl